El mundo está lleno de gente inteligente, gente llena de ideas.

Y poniéndonos a filosofar, podemos decir que Leer más..." />

Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa
Home » Cultura Organizacional » Cómo es la cultura organizacional de tu empresa, paraguas o tazón de leche?

El mundo está lleno de gente inteligente, gente llena de ideas.

Y poniéndonos a filosofar, podemos decir que con las ideas pasa lo mismo que con las semillas: hay que cuidarlas y esperar a que maduren. Una idea genial es una semilla con potencial de árbol. Concretar una idea genial es el resultado de mucho tiempo de regar esa semilla.

Pero ocurre que muchas veces no tenemos tiempo de regar nuevas semillas. Porque estamos regando otras semillas que antes nos parecieron más importantes, o más desafiantes, o por el motivo que fuere.

¿Y entonces qué hacemos cuando aparece una nueva idea semilla? ¿La olvidamos? ¿¿¿La perdemos???

No. Una posiblidad de trasnformarla en una reflexión, ya que eso nos permitirá volver sobre ella.

Transcribo un consejo del libro Introducción a la Creatividad, de Eduardo Kastika, que me parece muy útil.

“Una idea comienza a cobrar vida cuando está escrita (…)

Escribir una idea es una señal. Una señal a nuestra mente de que lo que llegamos a escribir es más importante que el resto de las cosas que pensamos a cada segundo (…)

La recomendación es muy concreta: cuando se le ocurra una idea, escríbala. Regístrela de algún modo. No confíe en que la va a recordar, no piense que la idea todavía no está madura para volcarla al papel. Escríbala. Escríbala. Escríbala.”

Retomo. Una idea semilla puede ser transformada en una buena reflexión, y así no tener que abandonarla totalmente. Sobre las reflexiones -escritas, como dice Kastika- se puede volver a pensar. Y esto me pareció la idea de David Armano sobre la cultura corporativa y la diferenciación que realiza entre La cultura paraguas y La cultura tasas de cereales: una reflexión para volver a pensar.

Si bien al razonamiento para ser más certero le faltó incluir el factor rentabilidad (hablar de $$$ para hablar de decisiones que construyen cultura, la mirada comercial) no deja de ser una reflexión interesante.

A continuación está la traducción que realizó El Blog Salmón sobre la idea de Armano, y que también sirve de explicación al gráfico que abre el post.

La cultura del paraguas
Seguramente es la más típica. Se habla de ella cuando la empresa actúa como un paraguas para la gente que forma parte de ella. Es el escudo que protege del mundo exterior, a todo aquello importante dentro de la organización, de la climatología adversa o de las variables que difícilmente son controlables (si no hay control, no hay medida, y entra en juego la improvisación).

Lectura relacionada  El carácter de la cultura organizacional orientada a las personas.

El paraguas hace referencia a una cultura protectora, lo que implica tener un acceso limitado a los cambios que sucedan fuera de la empresa, y en concreto, a como actúe la competencia. El paraguas, también implica seguridad, confort, facilidad, control del riesgo… Planteamiento válido para todo aquel que quiera desarrollar su carrera profesional bajo un único tejado.

La cultura del tazón de cereales
Si ahora quitamos el paraguas y su valor como protector, todos los miembros de la organización aparecerán expuestos a lo que suceda en el exterior, a tener un soporte sin tanto control como el anterior. Ahora estaremos en una situación parecida a la que ocurre por las mañanas durante el desayuno y frente a un tazón con leche y cereales.

Los ingredientes entrarán en contacto unos con otros entremezclándose, y no se podrán separar o diferenciarse, como hacía el paraguas, Esto, en realidad, lo que permite, es que en la empresa se conozcan otros usos o habilidades que de otra manera sería difícil conocer. E incluso, la misma empresa podrá ahora mostrar al exterior las cosas que hacen y los valores que defienden, para ver si son más o menos válidos (no se sabe si algo es bueno hasta que se compara con algo).

Se podría decir que el tazón es un paraguas dado la vuelta, que en vez de desviar la lluvia, la acumula en su base para hacer uso de ella.

Fuente http://internalcomms.com.ar/%C2%BFcomo-es-la-cultura-organizacional-de-tu-empresa/

Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante para todos que nos dejes tu comentario.

Además ,  puedes recibir todos los artículos completos en tu buzón de e-mail ingresando tu dirección de correo en la opción de suscripción en la página principal. Tu dirección de e-mail solo se utilizará para mandarte la actualización del blog diariamente. Muchas gracias por acompañarnos.

Si quieres ver más posts de la misma categoría, haz click aqui:


Comentarios (5)

  1. Me quede pensando en cuantas semillas debo desperdiciar por no propender a su germinacion. Saludos y gracias

  2. Claudia dice:

    Bueno, la verdad es que no encontré mucha analogía entre el tipo de culturas con el Paraguas y el Tazón de Cereales.
    En fin; existe una larga lista y denominaciones para los distintos tipos de Cultura Organizacional.

  3. nancy sanclemente dice:

    tengo una expocicion del paralelo entre la cultura del tazon de cereal y la cultura del paraguas y lo e leido muchas vez y no logro saber como realizar el trabajo o como explicarlo

  4. Nelson Adán dice:

    No me queda muy claro la mezcla de ingredientes. Interesante más
    información.

    Saludos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.