Los emprendimientos entre amigos tienen características específicas: no son las típicas empresas de socios, porque entre amigos hay un vínculo preexistente Leer más..." />
Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa
Home » Empresas Familiares » Cómo hacer que las empresas entre amigos… funcionen?

Los emprendimientos entre amigos tienen características específicas: no son las típicas empresas de socios, porque entre amigos hay un vínculo preexistente de confianza y afecto; no son empresas familiares, porque los amigos obviamente no tienen porqué ser parientes entre sí, si bien comparten esto de que hay algo más allá de la empresa, algo que hace que cuando los socios están fuera de la oficina, siguen compartiendo su tiempo libre, y, todavía más, una historia y una visión.

¿Qué hace que una empresa fundada por amigos pueda sobrevivir y otra no? Para poner una empresa con un amigo y no morir en el intento, hay que considerar importantes aspectos desde el inicio.

Tener en cuenta que la amistad se va a poner a prueba, y no una, sino varias veces a lo largo del ciclo de vida de la sociedad.

Considerar que hay un valor compartido por todos: la amistad deberá prevalecer por sobre el vínculo societario; si esto no se da, serán (buenos) socios, pero ya no amigos.

Pasar de la buena idea de inicio a una distribución de roles que atienda lo que mejor cada cual sabe hacer y más le gusta.

Repartirse equitativamente las tareas que a ninguno le gusta hacer, y rotarlas a lo largo del tiempo.

Distinguir entre el premio por el capital con el que cada uno ha contribuido y el sueldo por el trabajo que cada uno desempeña cotidianamente.

A medida que pasa el tiempo, dejar incidir en cada sueldo el valor cierto de mercado, aunque algunos socios terminen ganando más que otros.

Tener en cuenta a la hora de intercambiar opiniones cuál es el sombrero que se está llevando: el de amigo, el de socio, el de empleado.

Considerar que en algún momento alguno de los socios, o todos, van a tener que liderar equipos, y que para eso hay que desear hacerlo y entrenarse.

Como medida saludable, mantener a las parejas y al resto de las familias fuera de la escena.

Tener presente que los hijos crecen, y que posiblemente aspiren a sumarse a la organización — y no siempre los hijos de cada uno son amigos entre sí.

Pensar que a veces es mejor traer un gerente o un especialista del mercado, y dedicarse a otra cosa (¡sin dejar de ser socio!).

Lectura relacionada  Empresa Familiar: del Fundador a la Empresa entre hermanos

Hacer un ejercicio frecuente de la comunicación: animarse hablar todos los temas, aun los más espinosos, sin dejar que el tiempo empeore las cosas no dichas.

Por sobre todo, mantener el espíritu fundacional, ese que había en el momento en que se concibió la idea, donde había ganas de jugarse juntos, compartiendo una misma visión de cómo generar valor para la sociedad y para cada uno.

Autor Diego Bercovich, consultor en diseño de organizaciones para empresas medianas, y titular de Bercovich y asociados

Fuente: www.emprendedoresnews.com

Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante para todos que nos dejes tu comentario.

Además ,  puedes recibir todos los artículos completos en tu buzón de e-mail ingresando tu dirección de correo en la opción de suscripción en la página principal. Tu dirección de e-mail solo se utilizará para mandarte la actualización del blog diariamente. Muchas gracias por acompañarnos.

Puedes encontrar  más material relacionado al presente, en nuestro Blog Grandes Pymes   http://jcvalda.wordpress.com

Si quieres ver más posts de la misma categoría, haz click aqui:


Comentarios (0)

  1. Mikel Cuartero dice:

    Me gustaron los consejos del autor. El que más me gusto fue este:
    “Pensar que a veces es mejor traer un gerente o un especialista del mercado, y dedicarse a otra cosa (¡sin dejar de ser socio!).”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.