Es el individuo que crea y mantiene un negocio innovador, un emprendimiento nuevo, él por sí mismo se enfrenta a todos Leer más..." />
Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa
Home » Emprendedores » La cultura profesional del proceso emprendedor

Es el individuo que crea y mantiene un negocio innovador, un emprendimiento nuevo, él por sí mismo se enfrenta a todos los riesgos e incertidumbres que son inherentes a este tipo de acto, con el propósito de obtener lucros o beneficios a través de la identificación de las oportunidades satisfaciendo los deseos y necesidades de los clientes, así como detectando las fuentes de fondos necesarios para su financiamiento, permitiendo la viabilidad global del proyecto.

La función del emprendedor es reformar o revolucionar el patrón de producción, mediante la explotación de un invento, o más generalmente, de una posibilidad tecnológica no probada, para producir un nuevo bien y/o servicio  para producir un bien ya conocido bajo una nueva forma o modalidad.

La doctrina del emprendedor es en esencia el descubrimiento y promoción de nuevas combinaciones de factores de producción. El emprendedor es una persona con una postura autónoma, promueve sus actividades para poder atender las demandas del mercado; y se requieren muchos talentos gerenciales que son muy necesarios para poder ser un emprendedor exitoso. 

 Las habilidades requeridas para ser un emprendedor son diferentes, aunque complementarias con las que son exigidas para ser un gerente. El espíritu emprendedor está íntimamente legado a la innovación, al crecimiento, a la exploración de una brecha de mercado, es decir un nicho que nadie más ha visto.

Kundel señala que la actividad emprendedora es la gestión del cambio radical y discontinuo, o renovación estratégica, sin importar si esta renovación estratégica ocurre adentro o afuera de organizaciones existentes, y da lugar, o no, a la creación de una nueva entidad de negocio. El fenómeno emprendimiento puede definirse, dentro de las múltiples acepciones que existen del mismo, como el desarrollo de un proyecto que persigue un determinado fin económico, político o social, entre otros, y que posee ciertas características, principalmente que tiene una cuota de incertidumbre y de innovación.  

El espíritu emprendedor es una actividad creciente, se define como la voluntad y actitud para poder realizar algo, dejar su marca y hacer la diferencia, puede promover de forma democrática la movilidad mutua y económica. ¿Qué es exactamente el espíritu emprendedor? Es el proceso por el que un individuo o grupo de individuos empeña sus esfuerzos organizados en la búsqueda de oportunidades de crear valor y crecer satisfaciendo deseos y necesidades mediante la innovación y la diferenciación, sin importar que recursos tenga el emprendedor en ese momento.

Lectura relacionada  Claves para un mejor emprendimiento: capacitación, compromiso, corrección y confianza

El espíritu emprendedor consiste en rastrear tendencias y cambios del entorno que nadie ha visto o a las que nadie ha puesto atención. De hecho, trata de cambiar, revolucionar, transformar o introducir nuevos productos o servicios o nuevas formas de hacer negocios. Los emprendedores persiguen el crecimiento, al tiempo que estudian las tendencias y continúan la innovación de productos y metodologías.

Las organizaciones emprendedoras tienen lo que se conoce como una estructura de rueda o telaraña con el fundador en el núcleo o centro que controla todas las actividades de la organización. Los errores del emprendedor no suelen ser de gestión, sino errores propiciados, paradójicamente, por la misma fuerza que induce a emprender: la ilusión. Lo explico perfectamente con el siguiente símil: un escritor no se convierte en tal porque tiene un argumento, sino porque desea ser escritor.

Emprender puede convertirse en un sueño, titulado como hundir su empresa. En clave de humor, como premisa primigenia y errónea, la siguiente analogía imperfecta como potencial emprendedor, sabiendo por qué otros tienen éxito evitaría usted su fracaso.

 

Autor Juan Pablo Samaniego V.

Fuente http://cronica.com.ec/index.php?option=com_content&view=article&id=13400:la-cultura-profesional-del-proceso-emprendedor-&catid=44:opinion&Itemid=63

 

Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante para todos que nos dejes tu comentario.

Además, puedes recibir todos los artículos completos en tu buzón de e-mail ingresando tu dirección de correo en la opción de suscripción en la página principal. Tu dirección de e-mail solo se utilizará para mandarte la actualización del blog diariamente. Muchas gracias por acompañarnos.

Puedes encontrar más material relacionado al presente, en nuestro Blog Grandes Pymes http://jcvalda.wordpress.com

Si quieres ver más posts de la misma categoría, haz click aqui:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.