Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa
Home » Gestión del Conocimiento » La escalera de inferencias, una herramienta para evitar los malentendidos

La escalera de inferencias, una herramienta para evitar los malentendidos

por Daniel Colombo

Todas las personas nos representamos internamente la realidad que vivimos en base a la experiencia de vida y la forma en que fuimos educados e inducidos desde la primera infancia.

Esto determina directamente el tipo de modelos mentales que tenemos, y por eso, aunque esos “moldes” ya no funcionen en la actualidad, se siguen repitiendo comportamientos y hábitos que van en contra de los objetivos y metas a lograr. Por lo tanto, influyen en forma contundente sobre las decisiones que se toman.

  • DÓNDE NACEN LOS MODELOS MENTALES

El cerebro tiende a buscar darle estructura a toda la información que recibe a través de estímulos, pensamientos e ideas; y para esto, genera explicaciones e interpretaciones internas.

Se trata de una estrategia de supervivencia de la evolución de la especie.

Imagina que hay dentro del cerebro un gran depósito de experiencias y vivencias en distintos estantes, categorizados y rotulados de determinada manera de acuerdo a cómo fuimos “formateados” desde que nacimos en adelante; usualmente es hasta los 6 o 7 años que recibimos estos estímulos y le damos mucha credibilidad a lo que nos dicen o vemos de figuras de autoridad de nuestro entorno, como los padres, tutores o maestros; luego, empieza el discernimiento propio, siempre basado en aquellos modelos mentales que hemos cosechado.

Hay varios factores que influyen en este proceso, por ejemplo, la genética (que determina la estructura cerebral única y exclusiva para cada ser humano); las vivencias (las circunstancias interpretadas por las emociones, las creencias y las acciones que hemos tomado); la cultura (ya que estamos insertos en ella) y hasta el idioma y las formas de comunicación.

Cuanto más experiencia tienes, más modelos mentales, y por lo tanto, aparecerá una mayor capacidad para resolver problemas.Por esto es que, ante una misma situación, dos personas pueden actuar de formas completamente diferentes, con soluciones únicas generadas por las emociones que surgen en cada circunstancia.

Por ejemplo, en temas donde la opinión personal y los valores o creencias están involucrados, pueden surgir fuertes malentendidos al polarizar las visiones de un mismo asunto.

 

  • QUÉ ES LA ESCALERA DE INFERENCIAS

Los modelos mentales sirven para tomar decisiones, y a la vez, para evolucionar. A partir de ellos te das cuenta de dónde estás trabado, o de qué manera puedes avanzar ante un asunto; y también son los que moldean la forma en que eliges participar emocionalmente en los hechos y en las acciones que tomes.

Buscando hallar los modelos que determinan el funcionamiento interno de la toma de decisiones, Chris Argylis, escritor de temas de negocios y profesor de la Universidad de Harvard planteó en 1985 la “Escalera de inferencias” para graficar de qué forma deciden las personas.

Como se trata de un proceso en el subconsciente, la persona no es consciente de que lo está haciendo; e incluso puede durar fracciones de segundos.

La escalera de inferencias tiene siete peldaños; los primeros tres son de contexto relacionados con el entorno; y los siguientes se basan en las creencias adoptadas o inculcadas en la persona; éstas serán un “filtro” a través del cual tomará o no las decisiones.

De abajo hacia arriba la escalera de inferencias contiene estas etapas:

  • Datos de la realidad – Observación de información y experiencias en modo neutral, el hecho tal cual es. Ejemplo: “Mi jefe me pidió una tarea para dentro de 5 horas”.
  • Seleccionar información – De todo lo presente, se eligen algunos elementos para decidir. “Mi jefe no sabe que deberé organizar los informes del último mes para volcarlos en la tarea”
  • Agregar significados – Aquí empiezan a intervenir algunos aspectos subjetivos propios del modelo mental de la persona. “Mi jefe siempre me pide las cosas a último momento”.
  • Hacer supuestos e interpretaciones – Aparecen claramente las creencias, sobre todo las limitantes y los juicios. “Mi jefe anterior era un encanto, y este es muy rígido. Seguro que se da cuenta de que no me cae bien”
  • Sacar conclusiones – Aquí empieza a recogerse el volumen de inferencias producido, y se genera un primer esbozo de decisiones. “Más me vale que entregue el informe a mi jefe; la última vez no hacerlo tuvo consecuencias.”
  • Adoptar creencias – En esta etapa surgen e interfieren las creencias e intervienen las emociones más claramente. “Creo que mi jefe no me valora lo suficiente, y seguro que me pone a prueba porque quiere promover a otra persona.”
  • Decidir, tomar acción – Se avanza en la ejecución en base a lo decidido, y las inferencias emocionales siguen apareciendo “Necesito apresurarme para entregar esto a tiempo, porque estoy segura de que si no lo hago, tendrá consecuencias.”

📌 Las inferencias surgen de todo este proceso mental interno que hacemos constantemente a la hora de decidir, donde muchas veces partimos de bases equivocadas.

En el ejemplo, quizás lo que la persona no sabe o no preguntó o la delegación del jefe no fue eficaz, es que el gerente general ha pedido el informe y existe una urgencia real de su jefe para cumplir al respecto. Sin embargo, se quedó de alguna manera enredada en su modelo mental rumiando por dentro.

Es para observar también el peso que tiene el componente de las emociones que incluye este proceso; por lo que es difícil que la persona obtenga una información clara, veraz y neutra.

Así se llega a la conclusión de que cuando tomar decisiones en medio de emociones encontradas, y cuando los juicios y prejuicios han invadido el terreno, conducirá inevitablemente a malentendidos, discusiones, decisiones equivocadas y daño para todos los involucrados y las acciones.

CÓMO MEJORAR NUESTRA PROPIA ESCALERA DE INFERENCIAS

A continuación encontrarás varias ideas para empezar a trabajar en esto: 

[ 1 ] Hacer preguntas asertivas y despejar todas las dudas. Esto toma poco tiempo y ayuda a esclarecer el proceso.

[ 2 ] Haz algo que mejore (y no empeore) la situación. Por ejemplo, se puede plantear una idea o alternativas si es que la persona está abierta; sugiero aplicar aquí la pregunta “¿Qué pasaría si…”.

[ 3 ] Descubre cuáles son tus creencias que limitan tu potencialTodos tenemos una gran red invisible que domina las decisiones que tomamos. Una vez que la desenredas podrás cambiar esos limitantes por otras creencias contributivas, que te apoyen.

[ 4 ] Desterrar el juicio y las interpretaciones. Refuerzan tus limitaciones y además, provocan distancia con los demás, y pérdida de energía y foco.

[ 5 ] Trabaja en tu mente subconsciente. Es allí donde están las emociones subyacentes, las que determinan cómo actuarás o procederás al decidir.

[ 6 ] Practica el auto conocimiento. Empieza desde ahora, donde estás. Toma cursos, seminarios, lee libros que te permitan evolucionar por dentro para elevar tu toma de consciencia y tener una vida más equilibrada y sin tantos modelos mentales que te condicionen o limiten.

[ 7 ] Trabaja en tus modelos de comunicación. Son la base para mejorar los procesos de respuestas automáticas que quizás estás utilizando al decidir.

Las inferencias, como vemos, no son una realidad, sino una interpretación emocional tuya, de lo que aparentemente es real. Es decir que están en el terreno de una construcción imaginaria que tú mismo elaboras.

Puedes trabajar paso a paso en desactivar los escalones no propositivos, para crear mejores condiciones de vida para ti, y así, aprender a decidir mejor, sin tanta carga emocional puesta en juego en cada situación que se presente.

Uno de los temas más frecuentes en los profesionales y equipos de empresas con los que colaboro como su coach ejecutivo, es la cantidad de malos entendidos que se dan por no conocer cómo gestionar la comunicación asertiva, el feedback oportuno y otras herramientas apropiadas. Escríbeme aquí para que pueda orientarte sobre las mejores prácticas. 

Daniel Colombo

Facilitador y Máster Coach Ejecutivo especializado en alta gerencia, profesionales y equipos; comunicador profesional; conferencista internacional; autor de 30 libros. LinkedIn Top Voice América Latina 2019.

www.danielcolombo.com

SUSCRÍBETE gratis a mi Newsletter: https://www.danielcolombo.com/pages/newsletter/

Mis libros: www.amazon.com/author/danielcolombo

Linkedin.com/in/danielcolombo

Instagram: daniel.colombo

YouTube.com/DanielColomboComunidad

www.facebook.com/DanielColomboComunidad

Twitter @danielcolombopr

Si quieres ver más posts de la misma categoría, haz click aqui:


Suscríbete a Nuestro Boletín

Suscríbete a nuestro boletín y únete a nuestros suscriptores.
Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante para todos que nos dejes tu comentario. Además puedes recibir todos los artículos completos en tu buzón de e-mail

Suscribiendote a nuestro boletín

Comentarios (1)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.