Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa

El problema de la Delegación


Home » El problema de la Delegación
Delega tareas, no llegarás tan rápido pero llegarás más lejos.
28 Nov
2022
Escrito por juancarlos

Delega tareas, no llegarás tan rápido pero llegarás más lejos. »

Por Pilar Torrijos Gijón
De entre todas las habilidades que se suponen en un mando intermedio, delegar es probablemente la herramienta de gestión menos explotada de todas. Y no entiendo por qué, teniendo en cuenta la cantidad de beneficios que tiene para todos (empresa, mando y colaborador).
El año pasado Gallup realizó una encuesta a 143 CEO de Estados Unidos. Todos ellos compartían una misma característica: dirigían empresas en pleno proceso expansivo. Como conclusión se dijo que aquellas empresas cuyo CEO tenía un talante (perfil) delegador alto, conseguían tasas de crecimiento más altas, generaban más ingresos y creaban puestos de trabajo a ritmo más rápido que otras empresas con directores de perfil delegador más limitado. Conclusión: la delegación del líder es clave para el crecimiento del negocio.
No hace falta irse a los niveles altos de la pirámide organizacional para saber que delegar ya no es solo estratégico, sino que también es una necesidad que va más allá de un simple alivio del estrés.

Todo lo que debes saber de la capacidad de delegar
18 Nov
2022
Escrito por Juan Carlos Valda

Todo lo que debes saber de la capacidad de delegar »

El arte de la gestión (administración) es la capacidad de delegar trabajo a través de otras personas y no solo haciendo el trabajo por sí mismo. La tarea del gerente es poder pensar, analizar información, organizar, planificar, tomar decisiones estratégicas. Delegar es una acción absolutamente necesaria, pues el gerente “no debe obedecer al trabajo, sino más bien el trabajo debe obedecerle”
Capacidad de delegar
Motivos para delegar:
Por la cantidad de trabajo diaria que debe realizar el líder, que en ocasiones excede a sus capacidades físicas y temporales. Por lo que debería ser normal la asignación de tareas a sus subordinados para que tenga la facilidad de hacer más.
Si un empleado sabe hacer un trabajo, y este puede salir mejor que si el jefe le dedicara tiempo, lo debe realizar. Un buen líder dirige para que cada subordinado haga su trabajo de la mejor manera.
La alta dirección a menudo tiende a delegar un mínimo de autoridad, argumentando que la competencia del personal es insuficiente o por la falta de fiabilidad. La delegación mínima lleva a sobrecargar al administrador con los problemas actuales. En cuanto al estereotipo: “es más fácil hacerlo uno mismo que explicar”, de hecho, explicar al personal y monitorear la implementación, toma más tiempo que la ejecución independiente de la tarea, pero solo en la etapa inicial. Con la creciente experiencia de delegar trabajos, el personal adquiere la capacidad necesaria y alcanza rápidamente el nivel en el que ya es más fácil para él hacerlo.

Delegación de tareas: Cómo identificar el nivel adecuado
9 Nov
2022
Escrito por Juan Carlos Valda

Delegación de tareas: Cómo identificar el nivel adecuado »

La delegación de tareas es importante para la dirección de la empresa al igual que para cualquier departamento porque no puede, ni debe ser una actividad que involucre a una sola persona, en este caso, un jefe de área o gerente. Delegar empodera a tu equipo, genera confianza y contribuye con el desarrollo profesional. En el caso de los líderes, les ayuda a conocer cómo identificar a la persona más adecuada para abordar tareas o proyectos.
De hecho, delegar tareas puede aligerar tu carga de trabajo, sin embargo, logra mucho más que simplemente aligerar la carga de tu equipaje. Por un lado, las personas que trabajan para tu empresa podrán desarrollar nuevas habilidades y adquirir conocimientos, lo que los prepara para asumir más responsabilidades en el futuro y estar más capacitados para generar mejores resultados.
La delegación de tareas también puede implicar una señal manifiesta de que respetas las habilidades de tus colaboradores y que confías en su discreción. Cuando estos se sienten cómodos y respetados tienden a adquirir un mayor nivel de compromiso con su trabajo, la organización y, especialmente, con los líderes departamentales.

Branson: «Mi guía de 5 pasos para aprender a delegar»
4 Oct
2022
Escrito por Juan Carlos Valda

Branson: «Mi guía de 5 pasos para aprender a delegar» »

Delegar es un acto de equilibrio, pero cuando lo haces bien, es cuando ocurre el crecimiento. Espero que estos pasos te ayuden a llegar allí.
Al comenzar un negocio, los empresarios se enfrentan a listas de tareas aparentemente interminables. Hice de todo en Virgin Records. Tenía al menos 10 títulos de trabajo (dependiendo con quién estaba hablando): marketing, relaciones públicas, operaciones, desarrollo de negocios … lo que sea, lo hice.
Trabajar en tantas áreas es excelente porque le permite aprender rápidamente, ampliar su conjunto de habilidades y enfrentar los desafíos con confianza, pero nunca podríamos haber pasado de ser un minorista de registros de pedidos por correo a una marca global si no hubiera aprendido a delegar desde el principio.

¿Eres empresario de una Pyme?, no caigas en la trampa de la delegación inversa!
4 Jul
2022
Escrito por juancarlos

¿Eres empresario de una Pyme?, no caigas en la trampa de la delegación inversa! »

Por Juan Carlos Valda – Una de las características más habituales del empresario de la pequeña y mediana empresa es mostrarnos a una persona que está continuamente jugando al límite de sus posibilidades. Atendiendo todas las necesidades operativas de la empresa y haciéndose algo de tiempo (cuando puede) para ver hacia dónde se dirige el negocio.
Sus planteos habituales a quien quiera escucharlo pasan por no tener tiempo para nada mientras acepta que, todos y todo, dependa de su persona, que no puede tomarse un momento para sí porque el teléfono no le para de sonar con consultas y preguntas acerca de qué hacer.
El problema no sería tan crítico si no estuviéramos hablando de la única persona de la empresa que conoce el negocio y los resortes para hacerlo rentable.
El único que puede reinventarlo o desarrollar un producto que satisfaga mejor las necesidades de sus clientes. Quién tiene perfectamente en claro la propuesta de valor de la empresa y además tiene sobre sus espaldas la responsabilidad de capacitar, formar a sus colaboradores administrando la cultura organizacional de la empresa.
Pero el problema realmente grave es que, además, nuestro empresario es proclive a estar rodeado de colaboradores que esperan sus respuestas (y las esperan pasivamente y muchas veces sin nada que hacer)