Un espacio para aprender que no es necesario ser una empresa grande para ser una Gran Empresa

Calidad de Vida


Home » Calidad de Vida
Madurez psicológica: Vivir en paz con lo que no podemos cambiar
4 Ago
2020
Escrito por juancarlos

Madurez psicológica: Vivir en paz con lo que no podemos cambiar »

por Jennifer Delgado Suarez – La madurez psicológica se puede definir de muchas formas, aunque quizá fue el escritor escocés M. J. Croan quien mejor resumió este concepto: “La madurez es cuando tu mundo se abre y te das cuenta de que no eres el centro de él”.
La madurez psicológica no llega, obligatoriamente, con el paso de los años, es necesario realizar un profundo trabajo interior que muchas veces implica una deconstrucción de nuestros patrones de pensamiento y formas de ver el mundo. No se es más maduro porque pasen los años, se es más maduro porque aprovechamos mejor las experiencias de la vida para comprendernos y comprender el mundo.
¿Qué es la madurez psicológica – y qué no es?
La madurez psicológica no solo implica conocerse bien, sino ser conscientes de que no somos el centro del universo y que necesitamos coexistir con una realidad que a menudo va en contra de nuestros deseos y esfuerzos.
Madurar significa dejar atrás nuestra visión egocéntrica para comprender que existe un mundo más amplio y complejo, un mundo que a menudo nos pondrá a prueba y que no siempre satisfará nuestras expectativas, ilusiones y necesidades.
A pesar de ello – o quizá gracias a ello – cuando maduramos somos capaces de vivir en paz en ese mundo, aceptando todo aquello que no nos gusta pero que no podemos cambiar.

7 razones por las que es hora de seguir adelante y aceptar el cambio
3 Ago
2020
Escrito por juancarlos

7 razones por las que es hora de seguir adelante y aceptar el cambio »

Por Marc Chernoff  – Cambiar no es parte del proceso; ES el proceso. La mala noticia es: nada es permanente. La buena noticia es: nada es permanente.
Hoy, con la ayuda de un amigo, Brian Gardner (echa un vistazo a su inspirador sitio), hicimos el primer cambio de diseño a nuestro sitio en casi una década.
Sí, una década.
Si piensas sobre lo drásticamente que Internet y la tecnología han madurado los últimos diez años, es imposible no preguntarse por qué no actualizamos el diseño de nuestro sitio antes.
Dejando los detalles de lado (y hay un montón de ellos) la respuesta es: Resistencia al cambio.
Claro, en el pasado predicamos sobre priorizar el contenido por sobre el diseño. Y sí, todo funcionaba bien, así que no teníamos necesidad de arreglarlo. Pero estas racionalidades estaban encubriendo el hecho de que nos quedamos atrapados en nuestras zonas de confort.

Chivo expiatorio, el peso de las culpas ajenas
2 Ago
2020
Escrito por juancarlos

Chivo expiatorio, el peso de las culpas ajenas »

por Jennifer Delgado Suarez – En el juego de las recriminaciones las culpas se convierten en dardos envenenados que, más temprano que tarde, harán diana en nosotros. Si aceptamos las culpas ajenas y nos disponemos a cargar con responsabilidades que no nos corresponden, corremos el riesgo de convertirnos en el chivo expiatorio de alguien. Y una vez que hemos asumido ese rol, es muy difícil deshacernos del enorme peso emocional que acarrea.   
¿Qué significa “chivo expiatorio”? Historia, simbolismos y mala suerte
Para celebrar el Día de la Expiación, una jornada que implica la confesión de los pecados cometidos a lo largo del año y el arrepentimiento por ellos, los antiguos judíos elegían dos machos cabríos o chivos. Luego seleccionaban al azar a uno de los animales para sacrificarlo a Yahveh.
“Echará suertes sobre los dos machos cabríos, una para Yahveh, y otra para Azazel”, se lee en Levítico 16 en el Antiguo Testamento. “Presentará el macho cabrío sobre el cual haya caído la suerte ‘para Yahveh’ ofreciéndolo como sacrificio por el pecado”.

El otro chivo no corría con mejor suerte ya que sobre él recaía la culpa de todos los pecados. El rabino ponía sus manos sobre la cabeza del animal en una ceremonia simbólica para traspasar las culpas del pueblo al animal.

10 cosas a las que debes renunciar para seguir adelante
1 Ago
2020
Escrito por juancarlos

10 cosas a las que debes renunciar para seguir adelante »

Por Marc Chernoff
Si quieres volar y llegar a cosas mejores, tienes que renunciar a las cosas que te pesan y te tiran para abajo, lo cual no siempre es tan obvio y fácil como parece.
A partir de hoy, renuncia a…
1. Dejar que las opiniones de los demás controlen tu vida. – La gente sabe tu nombre, no tu historia. Han oído lo que has hecho, pero no lo que has pasado. Así que toma sus opiniones con cuidado. Al final, no cuenta lo que los demás piensen, sino lo que piensas tú sobre ti mismo. A veces tienes que hacer exactamente lo que es mejor para ti y tu vida, y no lo que es mejor para todos los demás.
2. La vergüenza de los fracasos del pasado. – Fracasarás algunas veces, y está bien. Cuanto más rápido aceptes esto, más rápido podrás seguir adelante. Tu pasado no es igual a tu futuro. Sólo porque fallaste ayer, u hoy, o en algún momento, o por los últimos seis meses, o por los últimos dieciséis años, no tiene ningún impacto con tu momento actual. Todo lo que importa es lo que haces en este momento. Lee Awaken the Giant Within.

¿Necesitas un cambio de vida? ➔ 10 claves que a mí me ayudaron
31 Jul
2020
Escrito por juancarlos

¿Necesitas un cambio de vida? ➔ 10 claves que a mí me ayudaron »

por Javier Iriondo – Puedes cambiar de ciudad, de aspecto, de trabajo, de pareja, puedes huir del mundo, pero todo volverá a ser como antes y la historia se repetirá como si te persiguiese el destino. Todos esos cambios son externos, y, por tanto, temporales, porque para que un cambio de vida sea real y duradero tiene que ser interno.
Si sinceramente estás satisfecho con tu vida, eso es un verdadero regalo, así que tengo que darte mi más sincera enhorabuena. Sin embargo, por desgracia, no son muchas las personas que están en esa situación y abundan muchas más que están buscando respuestas, que están buscando la manera mejorar, de cómo cambiar de vida.
1. EL CAMBIO ES LO ÚNICO CONSTANTE EN LA VIDA
El mundo ha cambiado y sigue haciéndolo, es inevitable y lo único constante en la vida, por lo que nosotros no podemos dejar de hacerlo, como tampoco de aprender y crecer. Debemos abrazar el cambio como la oportunidad de mejorar y progresar en nuestra vida aunque nos hayan educado para todo lo contrario: para la seguridad, para una vida más rutinaria, estable y previsible. Pero ya no vivimos en ese mundo: vivimos en la era de la incertidumbre y el cambio constante.